sábado, 30 de agosto de 2014

Fortaleza

Mil mates, por Fernando Callero

Un día uno se levanta en otro mundo. Las cosas del entorno son las mismas. Uno viste su calzoncillo y su camiseta, pero tiró todas las mantas al piso, el aire es dulce y tibio, y el afuera resuena en otra clave –fíjense esta boludez como juega para alegrar mi pluma–: clave de sol.
Hace calor, pía el otro pajarito, no ya el paranoico tero, el conyugal pirincho o la guaranga cotorra, sino el que pía polifónico, cuyo nombre no sé, como el silbato de caña que le traje al Tati de Posadas. Tampoco me acuerdo los indios que lo hacían, no quiero batir “los guaraníes”, porque sinceramente no me acuerdo, pero son unos chifles increíbles de dos cañas de distinta morfología que se soplan de un extremo por un solo tubito que se conecta con los otros dos, y cada uno de esos  tiene un émbolo que se pajea con un palito y surge un acorde de aire cada vez diferente, muy parecido a los chupetines Bola Loca. Mismo principio.
Lauri, Ceci y yo asomados a las cataratas por distintos motivos, silbando lo mismo. La biblioteca completa que compré en una tienda de usados en Puerto Iguazú, que había sido de un hombre que después encontré buscándolo en Facebook porque había firmado prolijamente sus libros: La montaña mágica, La flauta de huesos,  Mansiones verdes, mucha poesía traducida editada por Leviatán, Kafka y su padre, Carlos Correas y Cartas de noviazgo de Kierkegaard traducidas por Carlos Correas. Joyas. Y el chifle.
Pongo Radio Mitre, o mejor dicho ya está puesta, porque mi huevito apenas alcanza un par de sintonías, y me meto a la ducha. Me lavo la cabeza, con los ojos cerrados aparece papá, la radio es papá y yo escuchando radio soy Juan Carlos. Flaco, ejecuto mi costillar como un teclado nervioso, mi padre no hubiese podido mapear su calavera tan fácilmente. Morfologías distintas ejecutando acordes de aire cada vez distintos. Chiflo con papá una canción brasilera. Chiflo con los labios llenos de shampú una zamba de los Tucu Tucu, silbo “Zamba de amor y mar”, cierro la ducha y silbo una canción muy íntima que tengo que googlear, pero la verdad va hacia un lugar desconocido, así que callo, porque prefiero que esa cumbia que silbaba Juan Carlos sea sólo nuestra. Un secreto es algo que siempre estamos a tiempo de construir, como una fortaleza.
En Pausa #140, miércoles 27 de agosto de 2014. Pedí tu ejemplar en estos kioscos.

Nublado

La calle, por José Luis Pagés

Vuelve la hoja y queda con la mirada fija en la ventana. Llueve allá afuera y empieza a oscurecer. Es hora de cerrar las persianas, pero ahí está. Se incorpora, rodea el escritorio y avanza. La imagen retrocede y se disuelve en el agua. Apura el trago, prende un pucho y abre el anotador. Escribe: “Le decían Piojo, tuvo a su bebé en Rosario. Luego, ya no estaba embarazada”.  Arranca la hoja y un bollo cae en el papelero. A veces ella se deja ver entre la niebla o detrás de la vidriera de algún café. Él da una pitada e insiste: “Silvia se llamaba Ana y era norteña…”.
Otra hoja estrujada. Que cayó a fines del 75 cuando estaba embarazada –insisten–, pero cerca de esa fecha él la recuerda con su bebé a cuestas. La última vez que la vio fue cuando los visitó con aquella otra, su relevo en caso de ausencia. Esa persona volvió, pero solo para decir que a la Piojo no la verían más. Que su voz fue la última que se escuchó en la radio de combate y que el hijo, huérfano de padre antes de nacer,  recibiría el avioncito a fricción que ella le compró para esas fiestas. Eso quiere contar ahora, pero nada es seguro y así, más teme al daño que al beneficio de una verdad a medias. Tormenta, relámpago, oscuridad. Entre los fresnos ella se deja ver como quien ha preguntado y espera una respuesta.

En Pausa #140, miércoles 27 de agosto de 2014. Pedí tu ejemplar en estos kioscos.

miércoles, 27 de agosto de 2014

Cambio de timón en el puerto local

Jaqueado por las acusaciones, Marcelo Vorobiof renunció; lo reemplaza Sebastián Fumis.


La renuncia de Marcelo Vorobiof a la presidencia del Ente Administrador del Puerto de Santa Fe, el 19 agosto, no calmó las aguas del debate político por la gestión de los bienes públicos: lo agitó aún más. En el oficialismo se sintió el cimbronazo: el gobernador Antonio Bonfatti, que había ratificado a Vorobiof en su cargo al asumir, se sacó el fardo de encima y recordó que la designación del –ahora ex– funcionario fue a propuesta de la UCR.
Vorobiof está acusado de adjudicar licitaciones a empresas fantasmas de sus familiares.

El mandatario provincial declaró: “Me enteré de la renuncia por el diario. En su oportunidad, a Marcelo Vorobiof lo propuso el (ex) intendente (Mario) Barletta y las fuerzas vivas de la ciudad. A nosotros nos pareció un buen nombre para llevar adelante la licitación del puerto y por eso lo convalidamos. Ahora hay una denuncia judicial y es tarea de la Justicia”.
En el radicalismo minimizaron el asunto; incluso Barletta dijo, en defensa de Vorobiof, que la causa judicial no es seria y que las acusaciones contra el ex administrador son “habladurías”. Una semana después de la salida de Vorobiof, el lunes 25, el gobernador firmó el decreto 2.815 para designar a Sebastián Fumis como representante de la provincia ante el Consejo Directivo del Ente Administrador del Puerto de Santa Fe.
Fumis es contador público nacional y hasta su llegada al puerto se desempeñaba como subsecretario de Industria y Comercio de la Municipalidad, número dos del secretario de la Producción Pablo Tabares, gestor del proyecto de cocheras semisoterradas en el Parque Alberdi. La designación de Fumis cuenta con el acuerdo del intendente José Corral.

En la Justicia
Vorobiof se fue del ente jaqueado por las causas judiciales. Con buena llegada al radicalismo de la ciudad, fue designado por Hermes Binner en 2010. La investigación judicial en su contra por administración infiel y contrataciones irregulares, entre otros cargos, lo había puesto en la mira de la oposición, que se esfuerza desde 2007 por encontrar algún caso de corrupción que eche por tierra el discurso de calidad institucional y transparencia que pregona el Frente Progresista.
Más allá de su salida de la función pública, la Justicia lo sigue investigando por la presunta comisión de siete delitos. Las dos primeras veces que el juez Jorge Pegassano lo citó a indagatoria (viernes 15 y viernes 22 de agosto) Vorobiof logró, a través de su abogado Roberto Busser, postergar su declaración. En el medio, presentó su renuncia, que Bonfatti aceptó rápidamente. (*)
Primera reunión entre el ministro de Aguas y Servicios Públicos, Antonio Ciancio, y el nuevo administrador del puerto, Sebastián Fumis (en la foto, a la derecha).

Hay dos informes de la titular de la Sindicatura General de la provincia, Carina Aragona (uno del 4 de junio de 2012 y otro del 25 de junio de 2013) que el fiscal Jorge Andrés incorporó como pruebas en la causa. “El gobierno no realizó ninguna auditoria”, desmintió Bonfatti. “No corresponde porque, al ser un ente público no estatal, no corresponde la intervención del Tribunal de Cuentas ni de la Sindicatura General de la provincia”. Antes las repreguntas, el gobernador se limitó a responder: “En la Argentina prima la inocencia hasta que no se demuestre lo contrario”.

El poder inmobiliario
Vorobiof se fue del puerto, pero en sus cuatro años de gestión puso en marcha una serie de negociaciones que favorecieron al poder inmobiliario concentrado: entre ellas, la construcción del fastuoso complejo Puerto Amarras y la reurbanización de los terrenos hasta hace poco abandonados.
El uso de las tierras públicas del puerto por parte de privados, en condiciones ventajosas, no es una excepción sino un modo de gestionar la ciudad. Las cocheras en Parque Alberdi y Plaza San Martín, los desalojos de vecinos del noreste de la ciudad –barriadas humildes ubicadas, como el puerto, en un sitio privilegiado por su contacto con la laguna–, el intento de desalojo del Centro Cultural El Birri, la “política de relocalización” dirigida a los habitantes de la Vuelta del Paraguayo: hay una línea que conecta los hechos y define un estilo.
No obstante, no fue el llamado “master plan” que ejecutó Vorobiof lo que lo puso en la picota. El “master plan” que comenzó a ejecutar el justicialismo y que se aceleró con el cambio político de 2007 –de hecho, recién en 2008 se inauguraron el casino, el hotel y el shopping– nunca se puso en debate, salvo en espacios con poca incidencia en la política real como los que estudiaron y rechazaron el proyecto de traslado del puerto. No fue ese proyecto el que le costó el puesto a Vorobiof, sino la forma en que manejó los negocios que tuvo a su cargo –pequeños en comparación a la millonaria inversión que demandará el nuevo puerto– mientras dirigió el ente.
La actuación de la Justicia comenzó a partir de una denuncia presentada por Victoria Lascurain, ex gerenta administrativa y financiera del ente. La mujer declaró que recibió amenazas telefónicas por varios meses desde un número desconocido: “Esa denuncia cayó en la Oficina NN porque yo no tenía a quién denunciar. Entonces la Oficina NN hace una investigación y de esa actuación surge que ése número de teléfono llamaba solamente a dos números: al mío y al de Marcelo Vorobiof”.
Lascurain dio precisiones sobre la conformación de Rumbo Portuario, una empresa fantasma que fue allanada por la Justicia y cuyo administrador era Sergio Vázquez, yerno de Vorobiof. La firma nació a fines de 2011 y dejó de funcionar a mediados de 2012. En esos seis meses le facturó cerca de dos millones de pesos al puerto a través de distintas obras que le fueron adjudicadas por Vorobiof.

(*) La tercera es la vencida: finalmente, el 29 de agosto Vorobiof se presentó a declarar ante el juez Pegassano.

En Pausa #140, miércoles 27 de agosto de 2014. Pedí tu ejemplar en estos kioscos.

Tayavek, el nombre de Santa Fe

Casi sobre la chicharra, el pivot clavó la canasta más importante de su vida: el Mundial.


Desde hace algunos años Leandro Butarazzi es el periodista que más sabe de básquet en nuestra ciudad. Sabe del juego, sabe de estadísticas (datos sustanciales para este deporte), maneja información de primera mano, sabe de la NBA, del básquet europeo, de la Liga Nacional, del TNA, Liga B, selecciones formativas de nuestra provincia y obviamente de nuestra Asociación Santafesina. Sabe porque su querido “viejo” le transmitió la pasión por la americana desde pequeño, porque cuando jugaba también leía a los que más sabían del deporte; sabe porque abandonó el juego adentro de la cancha y lo abrazó más fuerte afuera. Sabe porque es de esos tanos de la vieja guardia, apasionado por lo que hace y responsable como pocos en este oficio del periodismo. Sabe tanto, que si no lo sabe dice “no sé, pero te lo averiguo”. Y además, es un buen tipo.   
¿Lo tenían al Taya? De Santa Rosa de Lima al Mundial de España, el pivot va por su chance.

Fuimos a buscar a este fenómeno para que nos cuente quién es Tayavek Gallizzi, el pibe de nuestra ciudad que jugará el Mundial de España, que comienza este sábado 30 de agosto.
El pasado lunes 11, luego del último encuentro amistoso en suelo argentino (Bahía Blanca), el DT de la selección nacional, Julio Lamas, hizo pública la lista definitiva de los 12 jugadores que representarán al básquet de nuestro país en el Mundial 2014. La decisión del entrenador fue darle de baja al escolta Nicolás Richotti (Iberostar Tenerife de España), y al alero Franco Giorgetti (Peñarol de Mar del Plata). La mala noticia para estos dos jugadores terminó siendo la mejor información de su vida para “El Taya”, como le dicen desde chico. El pibe que nació el 8 de febrero de 1993 en el Hospital Iturraspe de nuestra ciudad (a las pocas horas tuvo que ser trasladado al Cullen por insuficiencias respiratorias), que creció en Santa Rosa de Lima y se formó jugando al básquet en el Círculo Israelita Macabi, logró uno de los objetivos más importantes que se proponen los deportistas: jugar un Mundial de mayores.

La carrera
“Tayavek Gallizzi es la sangre joven de una camada que vendrá y será el recambio de nuestra selección”, con esas palabras Butarrazi comenzó su definición sobre el santafesino. Y luego buceamos un poco en su carrera (hasta el momento no se visualiza el techo), y observamos que después de dar sus primeros pasos en Macabi, donde tuvo a Javier Martínez y Fernando Esquivel como referentes, en 2010 resolvió cambiar Santa Fe por Mar del Plata. El primer gran paso de su vida profesional se llamó Quilmes, donde comenzó a iluminarse con las luces de la Liga Nacional. Las miradas de varios entrenadores se posaron sobre el pivote y en un corto tiempo llegó la primera oportunidad para vestir la celeste y blanca. En 2010 formó parte de la selección argentina que jugó el Mundial U17 en Hamburgo (Alemania). En ese campeonato el elenco nacional finalizó noveno y “Taya” –con 12 en su camiseta- jugó siete partidos. Al año siguiente, Gallizi tendría otro desafío importante. Esta vez de la mano de Enrique Tolcachier jugaría el Mundial U19 de Letonia. El interno santafesino fue cedido a préstamo al club Progresista de Villa Ángela (Chaco), y terminó coronando una temporada exitosa (2011-2012) con el ascenso a la máxima categoría. La vuelta a Quilmes de Mar del Plata también fue con un logro, ya que también ascendió a la LNB (Liga Nacional de Básquet) en la temporada 2012-2013. Y en el último año de su carrera (2013-2014) jugó 49 partidos con el Cervecero.   
Antes de conocerse la convocatoria al Mundial de España, Butarazzi afirmó que “la aparición para todo el ambiente del baloncesto nacional fue su intervención en el último Juego de las Estrellas de la Liga Nacional, que se desarrolló en el gimnasio Héctor Etchart de Ferro Carril Oeste. Taya, apoyado por muchos compañeros, entre ellos Carlos Bueno, se llevó todos los aplausos al ejecutar una volcada tras otra con enorme capacidad atlética”. Luego llegó el turno del Sudamericano, y después Lamas lo pidió de sparring: el pibe de Santa Rosa de Lima demostró que puede darle mucha intensidad física al equipo y se ganó un lugar para estar entre los 12 que representarán al básquet argentino en el Mundial de España.
Nuestro colega, además de darnos mucha información sobre “Taya”, fue categórico en otra definición sobre el juvenil: “Es un pivote con mucha sangre y amor propio. No hay que exigirle nada, simplemente apoyarlo y él seguramente dará todo cuando le toque entrar”.

Los representantes
La lista de los mundialistas argentinos está compuesta de la siguiente manera: Bases: Pablo Priggioni (37 años y 1,86 de New York Knicks), Facundo Campazzo (23 y 1,79, Libre) y Nicolás Laprovittola (24 y 1,92 de Flamengo de Brasil); Escoltas: Selem Safar (27 y 1,90 de Obras Sanitarias)), Andrés Nocioni (34 y 2,06 de Real Madrid de España), Walter Herrmann (35 y 2,06 de Flamengo de Brasil) y Marcos Mata (28 y 2,01 de Franca de Brasil); Ala pivotes: Luis Scola (34 y 2,06 de Indiana Pacers) y Leonardo Gutiérrez (36 y 2,00 de Peñarol de Mar del Plata); Pivotes: Marcos Delía (22 y 2,09 de Obras Sanitarias), Matías Bortolín (21 y 2,07 de Atenas de Córdoba) y Tayavek Gallizzi (21 y 2,05 de Quilmes de Mar del Plata).
El Mundial de España comienza este sábado y finalizará el 14 de septiembre. Argentina se encuentra en el grupo B, junto a Filipinas, Senegal, Puerto Rico, Croacia y Grecia. El debut del equipo de Lamas será ante los portorriqueños el mismo día sábado 30 de agosto, en la ciudad de Sevilla.
El joven pivot santafesino junto al periodista Leandro Butarazzi en España.

El resto de las zonas se conforman así: Grupo A: España, Serbia, Francia, Brasil, Egipto e Irán; Grupo C: República Dominicana, Turquía, Estados Unidos, Finlandia, Nueva Zelanda y Ucrania; Grupo D: México, Lituania, Eslovenia, Corea del Sur, Angola y Australia.
Con respecto a nuestros representantes, Leandro Butarazzi afirmó: “Argentina tuvo muchos inconvenientes, como suele ocurrir en todas las preparaciones, aunque esta vez las ausencias pueden sentirse mucho, porque se esperaba hacer una especie de despedida formal de la Generación Dorada, pero las lesiones de Emanuel Ginóbili y Carlos Delfino, más el interno Juan Gutiérrez, indudablemente repercutirán. El equipo no viene jugando bien, pero no es para preocuparse, porque siempre estos jugadores cambiaron el chip cuando se juega por los puntos”. Y sin dudar en su apreciación, también destacó que “van a salir a dar lo mejor”, y aseguró que para Argentina “llegar a semifinales sería como tocar el cielo con las manos”.

Las marcas del agua
Hoy la vida le reparte una de las mejores cartas, pero en 2003, cuando “Taya” apenas tenía 11 años, la inundación lo expulsó de su casa. Los Gallizzi vieron como el agua tapó la vivienda que habitaban en Santa Rosa de Lima y Fabiana, la mamá de Tayavek, Ayrton y Atenas, debió desprenderse de sus hijos varones por unas horas. Los chicos subieron a una canoa y llegaron hasta el Hospital de Niños; los padres estuvieron sin noticias de “Taya” y por casi dos días convivieron con la desesperación de no encontrarlo. Entre tanto desconcierto, lo halló el director del 107 y se lo llevó a su casa, y al otro día el chico pudo reencontrarse con su familia.
Actualmente Fabiana trabaja en el Centro de Salud de Santa Rosa de Lima, donde vive con sus otros dos hijos. En tanto, Jorge –el papá– se gana la vida en el depósito central del Hospital de Niños.

En Pausa #140, miércoles 27 de agosto de 2014. Pedí tu ejemplar en estos kioscos.

La burguesía está aburrida


Muy a pesar de la burbuja que me aísla de la mayoría de los acontecimientos mediáticos, hay eventos de los que es casi imposible no enterarse. Uno de ellos es el “Ice bucket challenge”, que consiste en faranduleros tirándose baldazos de agua helada en la cabeza para concientizar sobre la enfermedad de esclerosis lateral amiotrófica (la misma que padece Stephen Hawking y por la que murió Roberto Fontanarrosa). Una pena que la campaña no apunta a solidarizarse con los que sufren del síndrome de Smith-Magenis, o sea, individuos completamente insensibilizados al dolor… Yo ahí me hubiese sumado para batearle la cabeza a más de uno, hasta dejarlo en un estado que no pue… perdón. Se me chispoteó.
En fin, mi gran amigo y gran humorista Rodrigo Barba sugiere que estas cosas pasan porque la burguesía está aburrida. Yo adhiero. Y agrega que el neohippismo, los talleres de origami, ir a clases de tenis de mesa (llamar al ping pong, tenis de mesa también) y estudiar psicología son manifestaciones del aburrimiento de la burguesía. La Cáritas 2.0 llegó a nuestra ciudad y farandulizó a sus funcionarios. Gente que está presente en lo que efectivamente importa se desafió a un concurso de remeras mojadas politiquero. Tal el caso del concejal por el PRO, Tomás Norman, que desafió públicamente al intendente José Corral que, en uno de sus recreos, aceptó la contienda para ver quién tiene el balde más grande: el PRO o la UCR (las diferencias se las dejo descubrir a ustedes).
Como sea, les pregunté a algunos conocidos qué cosas podrían llegar a ser para ellos un baldazo de agua fría, y esto es lo que me respondieron:
– Que Pablito Ruíz haya intentado emprender una demanda por plagio a la muy buena banda australiana Tame Impala. Sí, dice que le copiaron “Océano”. No, no es joda. Bah, sí, pero no.
– Que, cansada de que la acusen de fascista, un mediodía Mirtha Legrand muestre su carné de afiliada al Partido Comunista Revolucionario.
– Que en la tapa de la revista Gente muestren el ombligo de Susana Giménez… ¿Vivo? Sí, también.
– Que el candidato presidencial por el socialismo diga que confía en la mano invisible del mercado… esa misma mano que actualmente baldea con hielo a los 2.800 millones de seres humanos (el 48% de la población mundial) que vive bajo los límites de la pobreza y a los 1.000 millones de indigentes y que deja morir por día a 30.000 menores de cinco años de hambre.
– Que una presidenta nacional y popular, rodeada de intelectuales copados, diga que los docentes se la rascan durante cuatro meses, trabajan seis horas por día y solo piensen en cobrar más plata.
– Que te llegue el Pausa a tu casa y en la tapa diga “Aumentó el agua un 400%”. Ir a la sección noticias y ver que el presidente de la Corte Suprema de Justicia de Santa Fe, Rafael Gutiérrez, se aumentó el sueldo a 131 mil pesos. O sea, Pausa: sos un baldazo de agua helada, dejá de joder.
– Ir a tomarte el colectivo con las monedas justas y que la maquinita informe de un nuevo aumento del boleto… siempre a pedido de las empresas.
– Pedir un fernet con coca y que te sirvan un Capri… o Branca con Pepsi.
– Que el Indec no mienta con los índices de inflación. O que el presidente del Inadi haga chistes de judíos.
– Ir al cine a ver El Padrino remasterizada y Full HD y que el encargado de la sala se confunda y te pase la película que va a escribir Cohelo y a musicalizar Arjona.
– El día que Cabrol fichó para Colón.
– El tobillazo de Higuían en la final del último mundial.
– Abrir la factura de teléfono y ver un saldo de $3.000 por error. Y que te digan: “Pague y luego reclame”.
– El momento en que Bruce Willis se da cuenta que está muerto.
La lista podría ser infinita. Pero el espacio en esta columna no lo es. Confío en la buena intención de quienes perpetraron la campaña. Pero no por eso deja de ser bastante ridículo arruinar las metáforas para nada. Acabo de leer una declaración de Steve-O (integrante del grupo Jackass, o sea, “Idiotas”), uno de los pioneros en esta cruzada, diciendo que la mayoría de quienes participaron lo hicieron para promocionarse, reírse y gastarles una broma a sus amigos, pero que de la enfermedad o las donaciones se acordaron poco o nada. Y pienso si, en efecto, es a la farándula a quien le debemos exigir que hagan política o a los políticos faranduleros, que se prenden de un hashtag para aparecer en los medios, a menos de un año de las elecciones, mientras nos baldean la vida todos los días con agua helada.

En Pausa #140, miércoles 27 de agosto de 2014. Pedí tu ejemplar en estos kioscos.

Salió Pausa #140

Las sospechas en torno a la gestión de Marcelo Vorobiof en el puerto. Un nuevo aumento del agua. El santafesino que jugará el Mundial de Básquet en España. Las experiencias de Sara Rus y de la ONG Sumando Voluntades. Las columnas literarias de Pagés, Hechim, Coutaz y Callero. El humor de Rebo y Adrián Brecha. Y un suplemento especial con lo más destacado de la Bienal de Arte Joven 2014, para que no te pierdas nada...


Todos estos temas –y mucho más– en Pausa #140. Edición del miércoles 27 de agosto de 2014. Pedí tu ejemplar en estos kioscos de Santa Fe y Santo Tomé.

martes, 26 de agosto de 2014

Pausa #139 completo en pdf


Para acceder al archivo completo, en pdf, de la edición #139 del periódico quincenal Pausa, publicada el 13 de agosto de 2014, click acá.